Para llenar de regalos y magia las casas en Navidad, en España tenemos los Reyes Magos, el Tronco, el Tió, el Olentzero y ahora también el Papá Noel, pero los alemanes tienen el Christkind que se podría traducir como el “Niño Jesús”. Así que no mejor figura para traer los regalos a los niños en la nochebuena que el propio Niño Jesús recién nacido. Aunque la lógica aplastante a veces se ve nublada por la moda norte americana de Santa Claus, en alemán llamado “Weihnachtsmann” (nuestro traducido francés-español Papá Noel), y lo traducen como Papá de la Navidad porque en Alemania existe Santa Claus “Sankt Nikolaus” pero que se celebra el 6 de diciembre, y aunque ahora también se dan regalos, el objetivo es dar una bolsa bien grande llena de chocolates, pralinés, galletas típicas de Navidad, mandarinas y nueces.

El Christkind da nombre también a los Mercados de Navidad, que se pueden llamar “Weihnachtsmarkt” o “Christkindlmarkt” ya que es dónde antiguamente se compraban los regalos que iban a ser entregados por el Christkind en la nochebuena. Y repito, es en Nochebuena cuando se dan los regalos, y no es el día de Navidad que los niños los encuentran debajo del árbol.

Este año he vivido en situ cómo trabaja el Christkind aquí en Alemania, primero a principios de la época de Adviento, con el primer chocolate en la boca, se escribe la carta al Christkind y se entrega a los padres o se envía por correo al Christkind con el remite (existe un servicio de la Deutsche Post que reenvia la carta a los padres con diferente sobre a la dirección del remite, cool no? Yo lo tengo que probar el año que viene), y en la Nochebuena antes de la cena y después de decorar el árbol los niños desaparecen o los hacen desaparecer del salón, mientras los padres alumbran las velas del árbol ( y otras velas), apagan las luces, ponen “villancicos” con una caja de música de mil ochocientos, y dejan los regalos debajo del árbol, ordenados por pertenencia (grupos de regalos por cada persona). Cuando está todo listo, llaman a los niños, y la magia de Christkind y de la Navidad hacen que todo el mundo celebre el Nacimiento de Jesús con un buen lote de regalos, con chocolates colgados del árbol listos para comer, té calentito para relajarse acompañado de la luz de las velas y de la oscuridad de la noche.

2 thoughts on “Christkind”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *