Para los más pequeños y no tan pequeños (de 7 a 15 años), que tienen vacaciones todo el mes de agosto, tienen la gran suerte de disfrutar y jugar en un programa educativo que se llama Mini-München. Desde hace 30 años exactamente, la ciudad de Múnich planeó hacer otra mini-ciudad para educar a su ciudadanía más peque, en los valores de la economía, de la seguridad, del buen comportamiento ciudadano, y del valor de trabajo diario. Este concepto educativo se ha extendido a más de veinte ciudades por todo el mundo con gran éxito.

Todos los muniqueses han pasado por aquí, los que han tenido suerte han hecho de alcaldes, otros de taxistas, otros han fabricado corbatas (que luego se venden), otros han estado en la cocina, pero todos han pasado por la universidad de Mini-München para formarse, todos han pasado por la Arbeit Agentur para buscar un trabajo, y con su dinero “mi-müs” han podido comprarse un bocadillo, o un Hanuka, ahorrarlo en el banco. Hay hasta un consejo de la ciudad dónde se deciden nuevas leyes, y en Mini-München la policía también pone multas y te arrestan si se conduce sin carnet de conducir (que se puede conseguir si se tiene un carnet de identidad y se han trabajado unas cuantas horas en la mini-ciudad). Por curiosidad, una de las leyes que primero se establece es, acotar el perímetro de influencia de los padres!

Las reglas del juego:

http://www.mini-muenchen.info/index.php?article_id=7

Aquí en Múnich se celebra cada dos años, y este año es del 3 hasta el 21 de agosto en el Olimpiapark, de martes a sábado de 11h a 18h.

Para más información:

http://www.mini-muenchen.info/index.php?article_id=1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *